Una de las profesiones más demandadas en el ámbito del empleo público es la de Policía Nacional. Para formar parte de este cuerpo de seguridad del estado, es necesario presentarse a las oposiciones, donde se selecciona a los aspirantes con los mejores resultados. Los seleccionados podrán optar a las plazas disponibles convocadas. Este año, se han lanzado 2.607 plazas.

 

A partir de 2025, la Policía Nacional exigirá a los aspirantes a ingresar en el cuerpo que acrediten conocimientos de inglés o francés.

Para acceder a la Escala Básica, se requerirá un nivel A2, y para la Escala Ejecutiva, un nivel B1.

Según una circular informativa de la División de Formación y Perfeccionamiento de la Policía Nacional, obtenida por EFE, este año los exámenes de ingreso no incluirán aún este requisito de idiomas, que hasta ahora era voluntario. No obstante, a partir del 1 de enero de 2025, los exámenes de ingreso requerirán obligatoriamente que los aspirantes acrediten su conocimiento de inglés o francés, conforme al nivel B1 del Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas (MCER) para la Escala Ejecutiva y al nivel A2 para la Escala Básica.

La acreditación de estos conocimientos se regulará mediante una resolución de la Dirección General de la Policía y se realizará a través de certificaciones reconocidas, tales como las de la Escuela Oficial de Idiomas, SLP, Cambridge, Trinity, IELTS, TOEFL, Oxford, ESOL-British Council, DELF o TCF-TP.

 

El proceso de la oposición a Policía nacional

  1. Prueba física: Esta es la primera etapa del proceso y evalúa la agilidad, la fuerza y la resistencia. Los aspirantes deben completar un circuito cronometrado con vallas y banderines, realizar dominadas estrictas en el caso de los hombres y resistencia en barra para las mujeres, además de una carrera de un kilómetro.

  2. Prueba de conocimientos: Consiste en un cuestionario escrito sobre el temario oficial de la convocatoria. Se trata de un tipo test con 100 preguntas que deben responderse en 50 minutos, abarcando los 45 temas del temario.

  3. Pruebas psicotécnicas: Estas pruebas evalúan las aptitudes intelectuales y profesionales de los aspirantes mediante ejercicios de cálculo, series de números y figuras, analogías y detección de errores.

  4. Reconocimiento médico y entrevista personal: Por último, los aspirantes deben pasar un reconocimiento médico y realizar una entrevista personal para completar el proceso de selección.